La cuarta revolución industrial de Klaus Schwab | Resumen y notas

La cuarta revolución industrial de Klaus SchwabSegún el jefe del Foro Económico Mundial, Klaus Schwab, la cuarta revolución industrial es diferente en escala y complejidad de todas las anteriores.

Las nuevas tecnologías sintetizan elementos del mundo físico y digital, además, hacen ajustes al concepto mismo de humanidad.

La inteligencia artificial ya está a nuestro alrededor: supercomputadoras, drones, asistentes virtuales, impresión 3D, secuenciación de ADN, sensores y microchips más pequeños que un grano de arena.

Y esto es solo el comienzo. Schwab describe las tecnologías clave del futuro y predice las consecuencias de la cuarta revolución para los estados, las empresas, la sociedad y la vida privada. Ofrece ideas audaces sobre cómo usar todas estas innovaciones.

El progreso puede y debe dirigirse hacia el bien de la sociedad para crear un mundo en el que las personas obtengan más oportunidades.

Por que deberías leerlo:

  • Para conocer las previsiones de cambios fundamentales que afectarán a la sociedad en un futuro próximo.
  • Ver las perspectivas que se abren ante el hombre en la era de la cuarta revolución industrial.
  • Descubrir qué ideas y estrategias están diseñadas para enfrentar los desafíos futuros.

Sobre el autor

Klaus Schwab es un economista alemán, fundador y, desde 1971, líder permanente del Foro Económico Mundial en Davos. Creció en la familia del director de la fábrica, estudió ingeniería mecánica en la Escuela Técnica Superior Suiza de Zúrich.

Defendió su tesis y recibió un doctorado en ciencias técnicas. En 1971, fundó la European Management Conference Foundation, que en 1987 pasó a llamarse Foro Económico Mundial. Hoy es la conferencia más representativa de los líderes económicos mundiales.

Introducción

El mundo se está transformando ante nuestros ojos. Las nuevas tecnologías están cambiando vidas, creencias y valores. Cualquier tecnología tiene un lado oscuro.

Los cambios no se pueden evitar, pero se pueden dirigir en la dirección correcta para minimizar las posibles consecuencias negativas. Según Klaus Schwab, el mundo está entrando en la cuarta revolución industrial (IR).

El término Industria 4.0 fue propuesto en 2011 en una exposición en Hannover. Existe un concepto alternativo de “máquinas del siglo II”.

Es utilizado por profesores del MIT. Atributos de la época: Internet está en todas partes, sensores pequeños y potentes, inteligencia artificial y aprendizaje automático. ¿Qué distingue al cuarto IR de las etapas anteriores?

En primer lugar, el ritmo de desarrollo. A medida que cada innovación posterior crea una tecnología cada vez más eficiente, la revolución se desarrolla exponencialmente. Nunca antes en la historia de la humanidad los cambios han sido tan rápidos.

En segundo lugar, la dimensión del cambio. El mundo real y el virtual se penetran entre sí, creando soluciones innovadoras en el cruce. Entre ellos, se mezclan tecnologías completamente diferentes. Los sistemas son cada vez más complejos e integrados.

Las transformaciones ocurren vertical y horizontalmente. Como resultado, todos los niveles se ven afectados: personas, sociedad, estado, mundo.

Tercero, sistemas completos están cambiando. Las tecnologías afectan los componentes internos y externos de los sistemas.

Tendremos que revisar los conceptos básicos: poder, dinero, sociedad, relaciones, propiedad, identidad. La pregunta es, ¿qué es una persona?

La cuarta revolución industrial conlleva una serie de amenazas. La creciente desigualdad y polarización de la sociedad debido a los cambios globales en el mercado laboral que afectarán el bienestar de las personas.

Las armas con efectos a gran escala pueden estar disponibles para individuos.

Hoy la pregunta no es si las innovaciones nos afectarán, sino cuándo ocurrirá el avance y cómo afectará. Puedes ignorar los cambios, luchar contra ellos.

Es más sabio tomar una posición proactiva: profundizar en la esencia de lo que está sucediendo y dar forma a un futuro en el que todos tengan un lugar digno. Conozca las ideas principales del libro. Entonces, lo que queda por delante.

1.Señales de la cuarta revolución industrial.

1.1. Músculos, autos, inteligencia.

La palabra “revolución” significa cambios dramáticos y dramáticos en la forma en que vivimos. Son causados por las nuevas tecnologías. Los primeros cambios importantes ocurrieron hace 10 mil años.

Nuestros antepasados domesticaron animales salvajes y pasaron de la recolección a la agricultura.

La gente comenzó a obtener alimentos de manera más efectiva, mover y transportar bienes, intercambiar información. Como resultado, la población creció, aparecieron ciudades.

La revolución agraria fue seguida por una serie de industriales.

El primer IR ocurrió de 1760 a 1840. Fue causado por la invención de la máquina de vapor, la construcción de ferrocarriles. La producción se ha vuelto mecánica.

El segundo IR comenzó a fines del siglo XIX – principios del siglo XX. La invención de la electricidad y el transportador hicieron la producción en masa.

El tercer IR comenzó en la década de 1960. Se llama computadora, o digital, porque el catalizador fue la creación de semiconductores, computadoras electrónicas (1960), computadoras personales (1970-1980) y la World Wide Web (1990).

Klaus Schwab está convencido de que la cuarta revolución industrial se está desarrollando ante nuestros ojos. Sus precursores son la ubicua Internet, sensores pequeños y potentes, inteligencia artificial y aprendizaje automático.

Por lo tanto, para ayudarse a sí mismo a producir algo, una persona utilizó primero el poder de los músculos, luego la fuerza mecánica. Ha llegado el momento del poder de la inteligencia.

¿Pero ya existen hardware, programas, redes de computadoras? En la cuarta etapa, se volverán aún más complejos e integrados.

La diferencia fundamental con respecto al período pasado es la interpenetración de tecnologías de diferentes áreas: el mundo físico, las tecnologías digitales y los objetos biológicos. Los sistemas de producción física interactuarán globalmente con los virtuales.

Sin embargo, la cuarta revolución no son solo máquinas inteligentes que están interconectadas, son mucho más amplias y profundas.

Un indicador importante de progreso es la escala de cambio de la innovación. En la cuarta revolución industrial, será máximo. Nunca antes la transformación de la sociedad y la economía ha sido tan significativa. Pero la revolución es un proceso.

Se necesita tiempo para cambiar. El huso, un símbolo de la primera revolución industrial, se ha abierto camino fuera de Europa durante 120 años. En cuanto al segundo IR, todavía está en curso: 1.300 millones de personas viven sin electricidad (17% de la población).

¡Qué decir sobre la tercera etapa! 4 mil millones de personas, y esto es más de la mitad de la población mundial, no tienen acceso a Internet.

Aunque, por supuesto, a diferencia del huso, Internet se ha extendido por todo el planeta en menos de una década.

Hay dos barreras que pueden limitar el potencial de la cuarta revolución industrial. En primer lugar, un bajo nivel de liderazgo. Dado que los cambios son globales tanto horizontal como verticalmente, será necesario repensar los sistemas sociales, sociales y políticos.

Para esto, el nivel de liderazgo y comprensión de los procesos en curso debe cumplir con los requisitos de la cuarta revolución industrial. Para gestionar la innovación a tal escala, se necesita un marco institucional que actualmente no existe a nivel nacional y mundial.

En segundo lugar, la falta de publicidad. Es importante que todos los participantes en el proceso, el gobierno, las instituciones públicas, el sector privado, los ciudadanos comunes, vean los beneficios finales.

Para hacer esto, es necesario hablar sobre las oportunidades y los desafíos de la cuarta revolución industrial, para hacerlo de manera consistente y positiva.

1.2. Velocidad, Integración, Desigualdad

La tecnología y la digitalización lo cambiarán todo. La tesis se ha convertido en un hábito. Vea por qué los avances tecnológicos se perciben hoy tan profundamente.

Nunca antes el desarrollo y la penetración cruzada de la tecnología han sido tan rápidos. Hace unos años, el mundo no sabía acerca de Airbnb, Uber, Alibaba. El omnipresente iPhone apareció en 2007, y a finales de 2015, se lanzaron 2 mil millones de teléfonos inteligentes.

El orden de capitalización de las empresas ha cambiado, los ingresos siguen siendo los mismos y el número de empleados se ha reducido en 10 veces. En 1990, la capitalización de las tres compañías más grandes de Detroit ascendió a $ 36 mil millones, los ingresos – $ 250 mil millones, y la plantilla – 1.2 millones de personas.

En 2014, las tres compañías más grandes de Silicon Valley tuvieron una capitalización de $ 1.09 billones con ingresos de $ 247 mil millones y un personal de 137 mil personas.

El costo marginal de los negocios digitales tiende a cero. Como resultado, una unidad de asistencia social es creada por menos trabajadores. Se ha vuelto más fácil comenzar un negocio.

Instagram y WhatsApp no requirieron una inversión relativamente grande en el inicio. Las startups florecieron.

La cuarta revolución industrial no es solo la velocidad, sino la armonización e integración de disciplinas y descubrimientos completamente diferentes.

Los desarrolladores trabajan en sistemas en los que las personas, productos, viviendas y microorganismos interactúan entre sí. La inteligencia artificial ya nos rodea, desde vehículos no tripulados y drones hasta asistentes virtuales y programas de traducción.

La inteligencia artificial y el reconocimiento de voz se están desarrollando tan rápidamente que hablar con una computadora pronto se convertirá en la norma.

El servicio Siri de Apple es un ejemplo de asistente inteligente. La cantidad de dispositivos inteligentes en el ecosistema personal de una persona aumentará. Los robots auxiliares siempre están disponibles, responden a comandos, satisfacen solicitudes, ayudan cuando es necesario, incluso si no se les solicita.

La cuarta revolución industrial traerá muchos beneficios. Una tablet tiene una potencia informática igual a 5 mil computadoras de escritorio hace 30 años. Internet y los teléfonos inteligentes han hecho la vida más fácil y más productiva.

Han aparecido nuevos productos y servicios que han aumentado nuestra eficiencia, incluso como consumidores. Pida un taxi, reserve un hotel, compre productos, escuche música, mire una película, realice un pago, ahora todo se puede hacer de forma remota. Sin embargo, una nueva fase aumentará la desigualdad.

Los principales beneficiarios son proveedores de capital intelectual y físico (innovadores, inversores, accionistas). Los beneficios y valores estarán en manos de un pequeño número de personas gracias al efecto de plataforma.

Para evitar esto, debe equilibrar los beneficios y los riesgos de las plataformas digitales a través de la innovación colaborativa.

3.Dónde ocurrirá el avance

Los descubrimientos científicos dan lugar a nuevas tecnologías. Todos ellos fueron posibles gracias a la digitalización y las tecnologías informáticas. Su número es ilimitado.

¿Pero cuáles liderarán la cuarta revolución industrial? El autor presenta los resultados de un estudio del Foro Económico Mundial. Klaus Schwab los unió en tres grupos: física, informática y biología. Conozca las megatendencias.

2.1. Física

Vehículos autónomos. A medida que se desarrollen sensores e inteligencia artificial, todos los vehículos quedarán sin tripulación, incluidos aviones y barcos.

Un ejemplo de uso en la agricultura. Los drones junto con el análisis de datos regarán las plantas y fertilizarán de manera precisa y eficiente.

Impresión 3D Hay dos conceptos para crear objetos: suma y resta. Hasta ahora, se ha utilizado el segundo, cuando se elimina el exceso de material de la preforma en capas para obtener la forma deseada.

La impresión 3D encarna el concepto de suma. Los objetos físicos se crean a partir de modelos digitales tridimensionales aplicando una capa a otra.

Hoy, una gran cantidad de objetos se imprimen en una impresora 3D, desde turbinas eólicas hasta implantes médicos. Los artículos pueden ser personalizados. En el futuro, será posible imprimir placas de circuitos electrónicos, así como células y órganos humanos.

Los científicos ya están trabajando en la impresión 4D. El proceso creará una nueva generación de productos que se adaptarán automáticamente, adaptándose a los cambios ambientales.

Robots perfectos. Los autos se volverán más flexibles. La estructura y las funciones generarán objetos de la vida silvestre (biomimética). Anteriormente, el robot se programaba de forma autónoma.

Ahora podrá recibir información de forma remota a través de la “nube”. La interacción de humanos y robots se volverá cotidiana.

Nuevos materiales. Se cumplirán los requisitos clave de material: ligereza, resistencia, eliminación y autoadaptación. Un ejemplo de un material prometedor es el grafeno.

Con la máxima movilidad de electrones entre todos los materiales conocidos, puede reemplazar el silicio en microchips. Otro ejemplo son los plásticos termoendurecibles reciclables.

Imagínese: tiene una masa, la calienta y obtiene una barra de pan. El plástico termoestable se comporta de manera similar. Se usa en todas partes, desde teléfonos móviles hasta tableros eléctricos para la industria aeroespacial.

Pero hay un problema: cómo deshacerse de lo que ha expirado. Se está desarrollando una nueva clase de plásticos termoendurecibles que se pueden reciclar. Un polímero prometedor es la polihexahidrotriazina, que se descompone en un monómero en un ácido fuerte.

2.2. Tecnología de la información

Uno de los principales puentes que conecta los mundos real y digital es Internet of Things (IW). Hoy, miles de millones de dispositivos (teléfonos inteligentes, tablets y computadoras) están conectados a través de Internet. Dentro de unos años su número superará el billón.

El uso más común de IW es la monitorización remota. Los fabricantes y compradores pueden rastrear el movimiento de bienes a lo largo de la cadena de suministro en tiempo real.

En el futuro, se utilizarán sistemas de monitoreo similares para rastrear el movimiento de personas.

La revolución digital está cambiando radicalmente la interacción de personas y organizaciones. Un ejemplo es la tecnología blockchain. Los miembros de la red revisan y aprueban colectivamente las transacciones antes de que se completen. La confianza está en el protocolo de red.

Los participantes no necesitan un tercero para actuar como garante del cumplimiento de las normas. Por lo tanto, puede intercambiar cualquier activo.

El concepto de “economía bajo demanda”. Obtenga un servicio o producto cuando lo necesite y no pierda el tiempo esperando. Esto fue posible gracias a las plataformas.

Reúnen compradores y vendedores. Los costos en ambos lados son mínimos. Los consumidores reciben una variedad de productos y los vendedores reciben comentarios de los compradores.

Surgió una pregunta fundamental: “¿Qué es mejor: ser propietario de una plataforma o activos que la utilizan?” La compañía de transporte más grande del mundo, Uber, no posee una sola máquina. El recurso de medios de Facebook más popular no crea ningún contenido.

El minorista más caro, Alibaba, no tiene una sola tienda. Finalmente, Airbnb, el líder mundial en servicios de alojamiento, no posee ningún hotel.

2.3. Biología

Muchas enfermedades tienen una predisposición genética. En 2000, se lanzó una versión preliminar del genoma humano. El descifrado tomó 10 años y costó $ 2.7 mil millones.

Hoy, el genoma se puede secuenciar en unas pocas horas y cuesta alrededor de $ 1000. Ahora los científicos están descubriendo la relación entre genes y enfermedades.

Los datos obtenidos ya le permiten a una persona ajustar su estilo de vida para reducir las posibilidades de aparición de la enfermedad.

En el futuro, será posible “editar” genes y crear organismos, incluidos los humanos, que poseen ciertos atributos, por ejemplo, resistentes a las enfermedades. Otro ejemplo son los animales que comen menos, o los cultivos que son resistentes a la sequía y al frío.

Las plantas y los animales pueden usarse potencialmente para fabricar drogas. Los científicos ya están pensando en cómo cambiar el ADN del cerdo para que sus órganos puedan ser trasplantados a humanos.

La impresión 3D, combinada con la “edición” de genes, permitirá la creación de tejido para reparar órganos dañados.

La ciencia se está desarrollando tan rápido que las principales limitaciones actuales son legales, regulatorias y éticas, más que técnicas. En el campo de la biología, ocurrirán los cambios más dramáticos en las normas sociales y las políticas reguladoras.

3.¿Qué pasará con la economía?

La cuarta revolución industrial tendrá un impacto monumental en la economía global. Todos los indicadores macro cambiarán: PIB, inversión, consumo, empleo, comercio, inflación y otros. El autor sugiere centrarse en dos áreas: productividad y empleo.

3.1. Debate de rendimiento

La productividad es un indicador importante del crecimiento a largo plazo y de la mejora del nivel de vida. Hay dos puntos de vista con respecto al rendimiento futuro.

Los pesimistas aseguran que todos los cambios significativos causados por la digitalización ya han tenido lugar. No deberías esperar más efecto de ellos.

Los optimistas creen que la tecnología ahora está en un punto de inflexión y pronto desencadenará un aumento en el crecimiento de la productividad.

3.1.1. Estancamiento económico

Las tendencias en la economía muestran una desaceleración en el crecimiento. Antes de la crisis de 2008, la economía mundial creció un 5% anual.

Se esperaba que después de la crisis ella volviera a este nivel. Pero hoy, el crecimiento económico global está estancado en 3 a 3.5% por año.

Este indicador se encontraba en el período posterior a la Segunda Guerra Mundial. Los partidarios de la teoría del “estancamiento secular” predicen un escenario extremo: el crecimiento del PIB caerá al 2%.

3.1.2. La influencia de los factores demográficos.

Hoy, 7.2 billones de personas viven en la Tierra. Para 2030, esta cifra aumentará a 8 mil millones, y en 2050 ascenderá a 9 mil millones.

En teoría, esto debería aumentar la demanda total. Pero hay otra tendencia demográfica: la tasa de natalidad cae por debajo del nivel de reproducción, y esto ocurre en todos los países.

El envejecimiento es un gran desafío para la economía. La proporción de adultos económicamente dependientes está aumentando.

La proporción de adultos jóvenes está disminuyendo, lo que significa que las ventas de artículos caros (casas, automóviles, muebles, electrodomésticos) están disminuyendo. Menos personas están dispuestas a asumir riesgos empresariales: abrir su propio negocio.

La cuarta revolución industrial le permite vivir más tiempo, ser más saludable y llevar un estilo de vida activo. Más de una cuarta parte de los niños nacidos hoy vivirán hasta los 100 años.

Obviamente, se revisarán los conceptos de “pensión” y “edad de jubilación”. En general, las economías de un mundo que envejece crecerán lentamente.

3.1.3. Paradoja del rendimiento

A pesar del crecimiento exponencial de la tecnología y la inversión en innovación, la productividad está creciendo lentamente.

No hay una explicación satisfactoria para esta paradoja. El autor sugiere prestar atención a la metodología para calcular el indicador.

Los bienes y servicios innovadores son más funcionales y de mejor calidad, y se distribuyen en mercados que son fundamentalmente diferentes de los tradicionales.

Las estadísticas utilizadas pueden tener en cuenta incorrectamente los excedentes del consumidor en las ventas totales. Como resultado, el indicador de productividad está distorsionado.

3.1.4. Todo estará bien

Primero, la cuarta revolución industrial estimula la demanda de productos y servicios existentes, conectando a personas de todo el mundo.

Por lo tanto, 2 mil millones de personas tendrán la oportunidad de satisfacer sus necesidades. La cuarta revolución industrial permite que una gran cantidad de personas consuman más por menos dinero, mientras que el consumo se vuelve más sostenible.

En segundo lugar, hay más oportunidades para hacer frente a los impactos ambientales negativos, como la reducción de las emisiones de carbono. Ahora, no solo se están haciendo inversiones públicas sino también privadas para crear fuentes de energía renovables.

En tercer lugar, los líderes de países, empresas y comunidades están haciendo esfuerzos para aprovechar al máximo los beneficios que brinda la era digital.

El autor se llama a sí mismo un pragmático optimista. Él cree que estamos al comienzo de la cuarta revolución industrial.

Tiene el potencial de impulsar el crecimiento económico y superar los desafíos mundiales, como el cambio climático. Sin embargo, hay consecuencias negativas de los cambios futuros, entre los que se encuentran la desigualdad y el desempleo.

3.2. Pregunta de recursos humanos

En 1931, el economista John Keynes advirtió sobre el desempleo tecnológico. Surge del hecho de que “el descubrimiento de los medios de uso económico del trabajo está por delante de la creación de nuevas formas de aplicarlo”.

En palabras simples, los robots reemplazarán a los humanos. ¿Qué hacer con la persona?

El pronóstico de Keynes no se materializó. Pero la diferencia de la cuarta revolución está en la velocidad, escala y transformación completa de todo el sistema.

Quizás esta vez el Armagedón social sucederá de todos modos. Las nuevas tecnologías cambiarán radicalmente la actividad laboral en todas las industrias. Incertidumbre acerca de hasta dónde llega esto.

Hasta qué punto la automatización reemplazará a la mano de obra.

La innovación destruye profesiones, cambia el mercado laboral. A principios del siglo XIX, el 90% de la fuerza laboral en los Estados Unidos se dedicaba a la agricultura, hoy solo el 2%. Sin embargo, la demanda de nuevos productos crea nuevas profesiones, empleo, negocios e incluso industrias.

En 2008, Steve Jobs permitió a los desarrolladores externos crear aplicaciones para el iPhone. En 2015, el mercado global de aplicaciones móviles mostró $ 100 mil millones en ingresos, superando a la industria del cine, que, por cierto, ¡ha existido durante 100 años!

Reemplazar viejas profesiones por otras nuevas se lleva a cabo en oleadas. Esto continuará sucediendo.

El economista Carl Frey y el diseñador de datos Michael Osborne calcularon la probabilidad de que 702 trabajos se automaticen. Resultó que en la zona de riesgo el 47% de los trabajadores en los Estados Unidos.

Es hora de pensar en cambiar las actividades para los vendedores por teléfono, preparadores de impuestos, asesores de daños por accidentes de tráfico, árbitros y jueces de competiciones deportivas, secretarios de abogados.

Las siguientes profesiones son menos susceptibles a la automatización: trabajadores sociales en el campo de la salud mental y las adicciones, coreógrafos, médicos, psicólogos, gerentes de recursos humanos, analistas de sistemas informáticos.

El empleo crecerá en profesiones bien remuneradas que requieren habilidades cognitivas y creativas, así como en profesiones mal remuneradas con trabajo manual.

El empleo disminuirá significativamente en las profesiones de ingresos medios, donde hay operaciones rutinarias y repetitivas que los robots realizarán.

El hombre tiene una asombrosa capacidad de adaptación. Klaus Schwab está seguro de que habrá trabajo para todos en el futuro.

3.3. Que llamar trabajo

La economía a pedido cambia fundamentalmente las actitudes hacia el trabajo.

Daniel Pink escribió hace 15 años que el trabajo es una serie de transacciones entre un empleado y una empresa. Las palabras se han vuelto proféticas. Reflejan un nuevo concepto de lo que se llama trabajo.

3.3.1 El futuro es outsourcing y autónomos

Cada vez más empleadores recurren a la “nube de personas”. Las responsabilidades laborales se dividen en tareas específicas y se envían al espacio virtual.

Se compone de artistas inspirados repartidos por todo el mundo. En el sentido tradicional, un ejecutor individual que realiza una tarea específica viene a reemplazar a un empleado.

La empresa es rentable porque no necesita preocuparse por el salario mínimo, los impuestos, los beneficios sociales y el lugar de trabajo.

Los artistas tienen libertad de elección: qué hacer, cuándo y dónde. Sin embargo, los derechos de los trabajadores se pierden. ¿Causará tensión social, inestabilidad política? Por supuesto, existe un desafío: crear nuevas formas de relaciones laborales que correspondan a una nueva comprensión de la fuerza laboral.

3.3.2. ¿Qué tenía razón Karl Marx?

La otra cara del nuevo paradigma de la actividad profesional es un aumento en el nivel de fragmentación y, por lo tanto, el aislamiento de las personas.

Se trata no solo de conocimientos y habilidades, sino también de motivación. Karl Marx advirtió que la especialización reduce el sentido del significado del trabajo. El hombre ya no es consciente de sí mismo como parte de algo más grande que él.

La cuarta revolución industrial implica hiperespecialización. La participación significativa de las personas es uno de los temas que vale la pena considerar.

Especialmente se refiere a la generación joven, que siente que las corporaciones están limitando la búsqueda del sentido de la vida. Las personas desean no solo un equilibrio entre el trabajo y la vida personal, sino también armonía en todo, incluida la autorrealización.

El autor expresa su preocupación porque en el futuro solo una minoría podrá lograr tal plenitud de vida.

4.Perpetual beta

La edad promedio de las corporaciones en el S&P 500 ha disminuido de 60 a 18 años. El tiempo para que la empresa se convierta en líder del mercado ha disminuido. Facebook alcanzó ingresos de $ 1 mil millones por año en 6 años, Google tardó 5 años.

Las tecnologías de la cuarta investigación y desarrollo afectarán la organización, la conducta y los recursos del negocio. Cambiará en términos de oferta y demanda.

Las nuevas tecnologías están destruyendo las cadenas de valor establecidas, creando otras formas de satisfacer las necesidades. La impresión 3D hará que la producción distribuida y las piezas de repuesto sean más fáciles y económicas.

El análisis de información en tiempo real aportará información sobre el comportamiento del cliente y el rendimiento de los activos.

Para sobrevivir en la competencia, tendrás que innovar continuamente. La compañía estará permanentemente en beta. El autor identifica cuatro efectos principales de la cuarta revolución industrial. Considéralos.

4.1. Lo quiero ahora

Las tendencias del consumidor son establecidas por la generación del Milenio. El servicio de mensajería instantánea de WhatsApp envía 30 mil millones de mensajes diarios, y el 87% de los jóvenes en los EE. UU. Dicen que nunca dejarán de usar su teléfono inteligente.

La era del “ahora” ha llegado. Vemos atascos de tráfico y la posición de los aviones en el aire en tiempo real, y los productos pedidos se entregan directamente a casa, y cuanto más rápido mejor.

Las empresas se ven obligadas a responder a las solicitudes de los clientes al instante, estén donde estén y los clientes.

La digitalización conlleva transparencia, reforzando la posición del consumidor. Puede comparar precios de bienes y servicios de diferentes fabricantes en un hipermercado en línea.

Un clic con el mouse o el movimiento de un dedo, y se realiza la elección. La lealtad a la marca es lo primero, que es difícil de conquistar y fácil de perder.

4.2. Los datos son nuestro todo

Las expectativas de cualquier cliente, B2C y B2B, se definen como la experiencia de usar un producto o servicio. Anteriormente, los clientes estaban segmentados por la demografía, ahora, según los datos que acordaron informar sobre ellos.

Con esta información, las empresas están mejorando el producto y la experiencia del usuario. El ciclo “recopilación de datos – mejora del producto” se repite constantemente.

Los sensores de activos le permiten monitorear el rendimiento las 24 horas, los 7 días de la semana y hacer que su negocio sea lo más rentable posible.

Los métodos matemáticos para procesar lecturas de sensores predicen averías del dispositivo. Otra ventaja es la optimización de los procesos de negocio. Puede ser más rentable externalizar algún proceso que respaldarlo usted mismo.

La formación del producto, incluidos los precios, así como la planificación de las actividades de marketing se basan en datos. El autor da un ejemplo de una empresa de transporte.

Después de instalar los sensores, resultó que sería más rentable para el transportista y el fabricante de neumáticos cooperar de acuerdo con el esquema, cuando el pago de los neumáticos se realiza a más de mil kilómetros, y no una sola vez al reemplazar los neumáticos viejos por otros nuevos.

4.3. Esquemas de colaboración innovadores

La velocidad y el radicalismo del cambio requieren nuevas formas de colaboración. Por ejemplo, el gigante de la industria Siemens, la compañía de aprendizaje automático Ayasdi y Forum Technology Pioneer de la Universidad de Stanford han acordado asociarse.

Siemens proporciona datos y los socios les ayudan a tener sentido económico. Todos ganan.

Para construir asociaciones sobre nuevos principios, los participantes deberán invertir. Es necesario desarrollar una estrategia, encontrar socios, construir comunicaciones, retrasar procesos, responder de manera flexible a las circunstancias dentro y fuera de la empresa.

La cuarta revolución industrial te hace pensar cómo conectarte a mundos en línea y fuera de línea. Como resultado, aparecen nuevos modelos de negocio, por ejemplo, servicios de coche compartido.

Las empresas tendrán que repensar sus modelos operativos para trabajar cada vez más rápido.

4.4. Modelos operativos

En 2013, 14 empresas de las 30 principales por capitalización de mercado se construyeron sobre una estrategia de plataforma. Una plataforma es un modelo operativo importante que proporciona un efecto de red. Ella apareció durante el tercer IR. En la siguiente etapa, la plataforma estará estrechamente conectada con el mundo físico.

4.4.1. Lo que paga el comprador

El foco de la actividad es pasar de la venta de productos a la prestación de servicios. El comprador ya no posee físicamente el objeto, paga la entrega de un servicio relacionado, que se implementa a través de una plataforma digital.

Por ejemplo, Amazon proporciona acceso a miles de millones de libros a través del Kindle, y Spotify le permite reproducir casi cualquier música del mundo.

El intercambio de valores se está volviendo más transparente y sostenible. Sin embargo, surge la pregunta de cómo determinar la propiedad.

El negocio se vuelve lo más orientado al cliente posible. Los modelos de negocio basados en datos crean nuevas fuentes de ingresos. El concepto de “abierto y líquido”.

Este es el nombre de las empresas que se posicionan como parte de un ecosistema en movimiento de creación de valor.

4.4.2. Ataques de hackers

A medida que los datos se conviertan en el valor principal, aumentará la penetración de los ciberdelincuentes en las redes corporativas. La filtración de datos personales de los usuarios afecta negativamente el precio de las acciones de las empresas.

Esto se confirma por incidentes con Sony Pictures, TalkTalk, Target y Barclays. Las empresas se ven obligadas a invertir en sistemas de seguridad y protección de datos.

El Bank of America Merrill Lynch estima que el mercado de ciberseguridad se duplicará de $ 75 mil millones en 2015 a $ 170 mil millones en 2020.

4.4.3. Nuevo capitalismo

Los modelos operativos innovadores requieren artistas con habilidades específicas. Las empresas deberán desarrollar nuevas estrategias para atraer y retener empleados. Alternativamente, pasar de la estructura jerárquica de la empresa a un modelo colaborativo.

En este caso, el negocio surge en torno a equipos distribuidos, trabajadores remotos y equipos.

El capital humano se está volviendo más importante para el éxito empresarial que el financiero. Las empresas deberán adaptar el concepto de “talento”.

Su esencia es que, en primer lugar, el talento de una persona, su capacidad para crear innovaciones, mostrar creatividad.

Este concepto es una importante ventaja competitiva de cualquier empresa. En los medios de comunicación occidentales, el talento se llama nuevo capitalismo.

En la era de la industrialización, el capital ha reemplazado las transacciones manuales, ahora está dando paso al talento.

5.Guerra y paz

Los derechos y oportunidades de los ciudadanos se están ampliando, la fragmentación y polarización de la sociedad está creciendo. Como resultado, la eficiencia del gobierno está disminuyendo, y los sistemas políticos están encontrando cada vez más difícil de administrar.

Por lo tanto, las instituciones y organizaciones públicas deberán revisar sus actividades. Se producirán cambios a nivel nacional y mundial. Los gobiernos buscarán nuevas formas de colaborar con los ciudadanos y las empresas, y los estados entre sí.

5.1. Transformación del gobierno

La pregunta clave para los gobiernos es “¿Cómo utilizar la tecnología digital para gestionar mejor?” Las tecnologías web ayudarán a racionalizar las estructuras y funciones de los órganos administrativos. Se espera que se utilicen de manera aún más intensa e innovadora.

Objetivo: fortalecer el papel del gobierno electrónico, involucrar a los ciudadanos, hacer que la interacción sea transparente y responsable.

5.1.1 La naturaleza del poder cambiará

Las nuevas tecnologías de vigilancia fortalecen el poder del estado como organismo regulador. Por otro lado, la tecnología brinda a los ciudadanos oportunidades sin precedentes para influir en el gobierno: expresar una opinión, actuar juntos, evitar la supervisión estatal.

Las estructuras paralelas pueden transmitir ideas, reclutar seguidores, coordinar acciones contra el sistema estatal oficial.

El escritor y pensador de fama mundial Moisés Naím comentó que “en el siglo XXI, es fácil ganar poder, difícil de usar y fácil de perder”. La naturaleza del poder está cambiando.

5.1.2. Cómo sobrevivir al gobierno

Gracias a las nuevas tecnologías, es posible la redistribución y la descentralización del poder. El papel principal del estado como estructura que persigue una determinada política está disminuyendo.

Si el gobierno acepta que se están produciendo avances, y exponencialmente, y establece la tarea de hacer que las estructuras gubernamentales sean transparentes y efectivas, sobrevivirá. El determinante de la supervivencia del gobierno es su capacidad de adaptación.

Al adaptarse, es importante considerar qué hacer con la función reguladora. Ella juega un papel crucial en este contexto. Anteriormente, era posible estudiar el tema durante mucho tiempo antes de crear las leyes necesarias.

Hoy, los políticos, legisladores, reguladores no pueden mantenerse al día con los avances tecnológicos.

Se ha reducido el tiempo para adoptar una respuesta legislativa equilibrada, reflexiva y calibrada a un desafío tecnológico. Existe una amenaza real de perder el foco sobre lo que es importante y lo que se puede suspender.

En la era de los avances tecnológicos, el autor sugiere que los gobiernos utilicen el concepto de borde (del inglés. Ágil – “ágil”).

Los reguladores deben encontrar formas de adaptarse al nuevo entorno, que está cambiando rápidamente, y hacerlo constantemente.

No es necesario cambiar la política rápidamente y a gran escala; es más importante idear e implementar un sistema regulatorio y legislativo de tal manera que las estructuras creadas sobre esta base sean estables.

El gobierno debe entender claramente lo que está regulando. Y así, cada vez, lanzándose en la nueva versión.

Hay dos conceptos “Todo lo que no está prohibido está permitido” y “todo lo que no está prohibido está prohibido por defecto”. El autor recomienda que los gobiernos mezclen los dos enfoques.

Aprende a interactuar y adaptarte. En el centro de todas las decisiones sigue siendo una persona. Un enfoque común: dejar que ocurran las innovaciones, pero minimizaremos los riesgos.

5.2. Países, regiones y ciudades

Hay 200 estados independientes en el mundo, miles de culturas e idiomas diferentes. Como la tecnología digital no conoce límites, surgen preguntas.

¿Qué lugar ocupará la cuarta revolución industrial de la ciudad, territorio y país? ¿Europa occidental y los Estados Unidos seguirán siendo líderes en transformación, como fue el caso en las revoluciones industriales pasadas? ¿Cómo se desarrollará la cooperación? ¿Se volverá más cercano y más eficiente o, por el contrario, aumentará la fragmentación tanto dentro de los países como entre países?

5.2.1. Regulación innovadora

Las principales áreas de la economía digital: comunicaciones 5G, drones comerciales, Internet de las cosas, salud digital y otros. Los países que establecen estándares internacionales en estas áreas recibirán importantes beneficios económicos y financieros.

Los países que promoverán sus normas y reglas, dando ventajas a los productores nacionales, corren el riesgo de estar aislados de las normas internacionales y quedar rezagados.

En 2015, el Tribunal Europeo anuló el acuerdo de puerto seguro. El documento regulaba la transferencia de datos personales de la Unión Europea a los Estados Unidos.

Como resultado, los costos de hacer negocios en Europa aumentaron. El caso muestra cómo la innovación de un ecosistema afecta la competitividad de los participantes.

La cuestión clave para el éxito es “¿Puede una economía volverse innovadora?” Sin embargo, los países, las regiones y las ciudades pueden hacer más que solo cambiar el entorno regulatorio.

5.2.2. Las ciudades como centros innovadores

Las ciudades pueden invertir activamente, inspirar emprendedores, atraer inversores a nuevas empresas innovadoras. Se convertirán en plataformas para lanzar nuevas ideas de transformación digital.

Según Nesta, hoy existen cinco ciudades principales para la innovación regulatoria: Nueva York, Londres, Helsinki, Barcelona y Amsterdam. Los líderes de estas ciudades han encontrado formas de actuar como empresarios, no como burócratas.

Ejemplos de innovación en las ciudades. El espacio se vuelve digital, lo que significa que puede reprogramarse según el propósito. Por ejemplo, en una habitación un teatro, una sala de deportes y un club nocturno. El edificio se usa de manera más eficiente. Vodanet – Internet de tuberías de agua.

Los sensores instalados en los sistemas de suministro de agua le permiten controlar eficazmente el flujo de agua. Sistemas de calles inteligentes.

Los datos sobre el clima, los niveles de ruido, la contaminación del aire, el suelo y el agua, así como la actividad sísmica, el tráfico y las personas se procesan en tiempo real. La ciudad se está volviendo más segura y más cómoda para vivir.

5.3. Seguridad nacional

La cuarta revolución industrial cambiará la naturaleza de las relaciones interestatales y afectará la seguridad nacional. La tecnología se combina y combina de una manera extraña. Y donde se desconoce el límite potencial del arma que se puede crear.

Las fuerzas gubernamentales y las organizaciones no gubernamentales armadas aprenden unas de otras. Una cosa está clara: la tecnología está cambiando la naturaleza de las amenazas.

Ya hoy, partes de las armas se pueden imprimir en una impresora 3D. En el futuro, será posible cultivar organismos genéticamente modificados en un laboratorio doméstico.

Lo que solía estar disponible solo a nivel estatal ahora lo pueden hacer pequeños grupos de personas. Solo tienes la oportunidad de infligir un daño masivo.

Los cambios en el mercado laboral conducen a la desigualdad, lo que crea las condiciones previas para el malestar social. Las ideas se difunden y la gente se mueve más rápido que nunca. Todos juntos contribuyen al extremismo violento masivo. Hoy es una de las amenazas críticas para la seguridad nacional.

5.3.1. Campo de batalla

La escala y la naturaleza de los conflictos está cambiando. La línea entre la paz y la guerra se está desdibujando, entre aquellos que están en guerra y no en guerra.

El conflicto local se está volviendo global. ISIS opera en un área específica en Asia Central, pero recluta simpatizantes a través de las redes sociales en cientos de países. Un acto terrorista puede suceder en cualquier lugar.

El campo de batalla ha cambiado. Solía ser tierra, agua y aire, ahora es un espacio virtual. La guerra cibernética es una de las amenazas más graves de nuestro tiempo. Cualquier red o dispositivo conectado puede ser pirateado, pero no sabes quién te atacó.

Puede que ni siquiera sepa que fue atacado. El período entre la penetración y la detección de un atacante en la red es un parámetro clave que puede alcanzar varios meses.

La guerra cibernética adopta una variedad de formas. La gama de oponentes se ha ampliado: piratas informáticos, terroristas, activistas, delincuencia y otros posibles enemigos. Ahora es difícil entender toda la lista. Potencialmente no está limitado por nada.

Las guerras autónomas son otro formato posible para futuros conflictos. Implican robots militares, así como armas controladas por inteligencia artificial. Hoy, los relojes robóticos militares Samsung SGR-A1 están de servicio en la frontera con la RPDC.

El avión no tripulado británico Raptor, fabricado con tecnología sigilosa, despega, encuentra el objetivo y lo golpea. Y todo esto con una participación mínima del operador humano, si es necesario.

Cada innovación tiene una aplicación positiva y una desventaja. Los neurotecnólogos crean prótesis perfectas, pero las mismas tecnologías se pueden utilizar con fines militares.

Los sistemas informáticos acoplados al cerebro pueden controlar los brazos y las piernas de una persona con discapacidad, o pueden dirigir a un soldado biónico para que ataque.

Los dispositivos para el tratamiento de la enfermedad de Alzheimer pueden reenfocarse en borrar recuerdos, creando una nueva memoria. El próximo campo de batalla será el cerebro humano.

5.3.2. Hacia un mundo seguro

El autor cree que los problemas de seguridad no se discuten lo suficiente. Todo sucede solo dentro de los gobiernos y ministerios. ¿Es posible la colaboración entre los sectores público y privado para contrarrestar las amenazas? Es necesario crear una plataforma común para la cooperación en temas clave de seguridad nacional e internacional.

Con respecto a la guerra cibernética, el autor propone reflexionar sobre las reglas en el campo del ciberespacio, por analogía con las moratorias que se han adoptado con respecto a las armas nucleares, biológicas y químicas.

Para la medicina genética, Klaus Schwab sugiere destacar áreas altamente especializadas donde el acceso será limitado.

Sociedad

¿Cómo adaptar las innovaciones si tocan valores fundamentales? Surgen tensiones entre las comunidades religiosas que abogan por los principios ortodoxos y aquellos con un pensamiento flexible.

Para la cooperación global y la cooperación, los grupos radicales son peligrosos, luchan contra el progreso y recurren a la violencia motivada por la ideología.

6.1. Desigualdad y clase media

El principal desafío para la sociedad es la creciente desigualdad. Hoy, el trabajo para la clase media no garantiza el nivel de vida esperado. Cuatro atributos de los representantes de este estrato social: educación, salud, pensiones y vivienda propia. Durante los últimos 20 años han estado perdiendo inflación. En los Estados Unidos e Inglaterra, la educación se ha vuelto lujosa.

La mitad de todos los activos en el mundo están controlados por el 1% de la población. El ingreso promedio del 10% de las personas ricas es 9 veces mayor que el ingreso promedio del 10% de las personas de bajos ingresos.

Según los epidemiólogos británicos, cuanto mayor es la desigualdad en la sociedad, más personas en las cárceles sufren trastornos mentales, sobrepeso y también mayor agresión, menor esperanza de vida y nivel de confianza.

6.2. Comunidad

La tecnología hace las cosas más fáciles, más rápidas y más eficientes. Brindan oportunidades sin precedentes para el crecimiento personal y profesional. Pero pueden dar aún más. Estamos al borde de cambios radicales en el sistema que requieren que una persona se adapte constantemente.

Sin embargo, las personas reaccionan a los cambios de diferentes maneras: algunos los aceptan, mientras que otros se resisten. El resultado es una polarización de la sociedad.

La membresía de la comunidad ha cambiado. Hoy está determinado por proyectos personales, valores e intereses, y no por ubicación, trabajo o familia.

7.Hombre

La cuarta revolución está cambiando no solo lo que estamos haciendo, sino quiénes somos de hecho. Afecta nuestra identidad. Esta es una conciencia de uno mismo y su lugar en el mundo.

También afecta conceptos relacionados: un sentido de privacidad, propiedad, patrones de consumo, tiempo para trabajar y descansar, desarrollar una carrera profesional y adquirir habilidades. Afecta cómo nos conocemos y desarrollamos relaciones. Afecta la naturaleza misma de la existencia humana.

7.1. Moralidad y Etica

La biotecnología y la inteligencia artificial plantean la pregunta: “¿Qué significa ser humano?” Tendremos que pensar y discutir cómo responder a desafíos como la esperanza de vida, el diseño de los niños, la memoria de lectura y otros.

Los autos ya están pensando un paso por delante de nosotros. Amazon y Netflix predicen un libro y una película que les gustará a los usuarios. Si se puede predecir el comportamiento, ¿cuánto es la libertad personal en el pronóstico? ¿Y esto no conducirá al hecho de que una persona actuará como un robot?

Los sitios de citas y los anuncios de trabajo recomiendan socios y trabajos que pueden ser adecuados. ¿Pero escucharemos a un médico con inteligencia artificial y diagnóstico impecable?

7.2. Relación

Existe la preocupación de que la adoración masiva de la tecnología tendrá un impacto negativo en las habilidades sociales y la empatía. Un estudio realizado en la Universidad de Michigan en 2010 encontró que la empatía estudiantil disminuyó en un 40% durante 20 años.

Otro estudio encontró que el 44% de los estudiantes permanecen en línea, haciendo deporte, almorzando con amigos y familiares. También se muestra que la presencia del teléfono en la mesa durante una conversación cambia el contenido de la conversación y el grado de conexión de las personas.

El escritor de tecnología Nicholas Carr dice: cuanto más nos sumergimos en las aguas digitales, menor será la capacidad cognitiva. Esto se debe a la pérdida de enfoque en el objeto de estudio. La red se creó originalmente como un sistema de interrupción.

Las interrupciones frecuentes dispersan los pensamientos, debilitan la memoria, causan tensión y ansiedad. Cuanto más compleja es la línea de pensamiento en la que estamos involucrados, mayor es el efecto negativo de la interrupción.

Ya en 1971, Herbert Simon, el futuro Premio Nobel de Economía, señaló que “la riqueza de la información genera pobreza de atención”.

8.¿Qué sigue?

Para superar los desafíos de la cuarta revolución industrial, el autor sugiere desarrollar cuatro tipos de inteligencia. Los compara con la mente, el corazón, el alma y el cuerpo.

Inteligencia contextual (mente). Comprender el valor de las diversas redes. Los límites entre sectores y profesiones son artificiales e improductivos. Las redes eliminan las barreras para fomentar asociaciones productivas.

Durante la cuarta revolución industrial, es mejor ser un zorro que un erizo. La agilidad intelectual y social del zorro es mejor que el enfoque fijo estrecho del erizo. Las decisiones de los líderes con respecto a los desafíos de la nueva etapa deben ser flexibles y adaptativas, teniendo en cuenta constantemente la mayor cantidad posible de intereses y opiniones diversas.

Inteligencia emocional (corazón). El concepto incluye conciencia, autocontrol, motivación, empatía y habilidades sociales. Ayuda a los líderes a convertirse en agentes de cambio.

Inteligencia de inspiración (alma). Está diseñado para inspirar a las personas a buscar constantemente significado y significado. Alimenta el impulso de la creatividad, mueve a la humanidad a una nueva conciencia colectiva basada en un sentido de propósito que todos comparten. Para desarrollar este sentido de significado compartido, se necesita confianza.

En un mundo donde nada más es permanente, la confianza se convierte en el signo más significativo. La confianza solo puede ganarse y mantenerse si quienes toman las decisiones son parte de una comunidad. Actúan en interés común.

Inteligencia física (cuerpo). Nutre y mantiene la salud y el bienestar personal. La epigenética, un campo de la biología, muestra que el medio ambiente afecta la expresión génica. El sueño, la nutrición y el ejercicio son críticos en la vida. El ejercicio regular afecta positivamente los sentimientos y pensamientos, mejora el rendimiento y contribuye al éxito en la vida.

Conclusión

La cuarta revolución industrial es único en ritmo, dimensión y transformación sistemática. Los cambios ocurren en todas las direcciones, y su velocidad aumenta constantemente. El motor del cambio ha sido la digitalización y la creación de redes. Permitieron fusionar los mundos real y virtual. Como resultado, todo se ha vuelto potencialmente posible que no contradiga las leyes de la naturaleza.

Grandes avances ocurrirán en tres direcciones. Una de las megatendencias son los cambios en el mundo físico. Los vehículos no tripulados en tierra, aire y agua harán que las personas y los bienes sean más eficientes. La impresión 3D le permitirá crear cualquier tipo de objeto hasta los órganos humanos. Los nuevos materiales resolverán el problema del reciclaje. La interacción humana con el robot se volverá cotidiana.

La tecnología de TI es otra tendencia mundial. La Internet de las cosas permitirá el monitoreo remoto de los activos, usará los recursos de manera más eficiente.

Las personas podrán intercambiar cualquier valor utilizando blockchain, mientras que no se requiere el lado de control. La tecnología de plataforma une a compradores y vendedores.

La medicina personal, las drogas epigenéticas, el trasplante de órganos, la modificación de organismos a nivel de genes para obtener signos específicos son solo algunos ejemplos de futuras innovaciones en medicina, biotecnología.

Hoy en día, las principales limitaciones en la ciencia tienen más probabilidades de ser un plan legal y ético que la ingeniería.

Cualquier tecnología puede mejorar la vida y empeorarla. Debido al efecto de plataforma, los valores pueden estar en manos de un pequeño número de personas.

La automatización obligará a las personas a cambiar de profesión. La cuarta revolución industrial puede aumentar la desigualdad, lo que causará tensión en la sociedad.

De particular preocupación son las amenazas de seguridad. La tecnología mortal será más accesible. Hoy en día, los conflictos armados tienen lugar no solo en un territorio determinado, sino también en el ciberespacio.

No tiene límites físicos; como resultado, el conflicto de intereses se vuelve global.

Estamos al comienzo de la cuarta revolución industrial y podemos influir en su desarrollo. Por primera vez en la historia, la actividad humana es la fuerza principal que transforma los sistemas vitales en la Tierra. Los desafíos del progreso tecnológico son oportunidades.

El mundo está cambiando rápidamente, hiperconectado, más complejo y fragmentado. Pero podemos crear el futuro de tal manera que todos se beneficien.

error: Alert: Contenido protegido !!